logo cuidar

en VIH

¿Podré tener hijos?

Una de las preguntas que puedes realizarte, seas hombre o mujer que vive con el VIH y si estás en edad fértil, es: ¿podré tener hijos?

En primer lugar, debes saber que tienes derecho a tomar tus propias decisiones en cuanto a tu fertilidad y que el personal médico y sanitario te apoyará si decides dar un paso adelante en tu decisión de ser padre o madre.

En el caso de las mujeres, está demostrado actualmente que la terapia antirretroviral disminuye el riesgo de transmisión materno-fetal. Pero es conveniente informar al médico sobre la intención de querer quedarse embarazada para que te pueda informar de todo lo relativo a la reproducción .

En cuanto a los hombres, los avances en materia de reproducción humana asistida han posibilitado el desarrollo de técnicas que hacen posible que un hombre que vive con VIH pueda tener hijos 1.

En concreto, esta técnica se denomina lavado de semen. Se sabe que el esperma es un vehículo para la transmisión del virus; por lo que se separan los espermatozoides (que no contienen el virus en su interior) del resto de plasma seminal. Estos espermatozoides se utilizarán posteriormente en la inseminación o la fecundación in vitro. Así, se elimina el riesgo de la transmisión del virus 1.

No obstante, las parejas que lo deseen también podrán recurrir a la reproducción natural controlada. Esta opción puede plantearse cuando la persona con VIH ha alcanzado una carga viral indetectable y además reúne otra serie de condiciones clínicas que reducen el riesgo de transmisión 1.

Por último, cuando los dos miembros de la pareja son seropositivos, la técnica de reproducción asistida que suele utilizarse para lograr tener hijos es la inseminación intrauterina o fecundación in vitro con microinyección espermática. Además también puede recurrirse la autoinseminación o a la reproducción natural controlada 1.

El contenido que se proporciona en esta página web es información general. En ningún caso debe sustituir ni la consulta, ni el tratamiento, ni las recomendaciones de tu médico.