Fases de la migraña

La migraña es más que un dolor de cabeza fuerte. Es un proceso complejo que comienza en el cerebro y desencadena numerosos otros síntomas. Existen diferentes etapas, o partes, en un ataque de migraña. Para ayudar a reducir el dolor y el trastorno de la migraña, tu médico puede sugerirte formas específicas para tratar la migraña en cada etapa:

  • La etapa prodrómica (pre-dolor de cabeza o precefalea) es una señal de advertencia temprana. Los síntomas prodrómicos, como aquellos descritos en el siguiente apartado, se pueden sentir horas o días antes de una migraña. Durante esta etapa temprana, los expertos sugieren que es posible evitar que la migraña aparezca retirándose del medio ambiente o de la situación estresante en la que se encuentre o haciendo ejercicios de relajación. Comprender sus síntomas puede ayudarte a reconocer cuándo sufrirás una migraña.
  • La etapa de dolor de cabeza o cefalea es generalmente la parte más dolorosa e incapacitante de un ataque de migraña. Normalmente comienza con un dolor leve o débil en un lado de la cabeza y la intensidad aumenta a moderada o fuerte.
    El dolor de la migraña puede ser tan fuerte que afecta a la capacidad de la persona para realizar sus actividades diarias. Para muchas personas que sufren migrañas, los síntomas como la sensibilidad a la luz o al sonido pueden ser tan fuertes que a menudo necesitan recostarse en una habitación a oscuras hasta que el ataque termine.

    Para aliviar el dolor de la migraña, las personas pueden utilizar distintos medicamentos. Sin embargo, con el uso diario, algunos de estos medicamentos, como los analgésicos, pueden producir dolor de cabeza por uso excesivo de medicamentos (también llamado dolor de cabeza de rebote). Los medicamentos pueden ayudar a aliviar el dolor unas horas, pero tomarlos constantemente puede causar dolor de cabeza a largo plazo (o crónico). Asimismo, otros medicamentos para ayudar a prevenir o tratar el dolor de cabeza pueden no ser eficaces. Es importante que hables con tu médico sobre la forma más adecuada de tratar tu migraña.

    Saber cuándo tratar la migraña es tan importante como saber qué medicamentos tomar. Las investigaciones demuestran que la eficacia de un medicamento mejora en gran medida cuando se toma mientras el dolor de cabeza es aún leve, en lugar de esperar hasta que el dolor sea moderado o fuerte. Es posible que disminuya la duración de la migraña.

    Tu médico puede ayudarte a encontrar los medicamentos correctos. Asegúrate de preguntar con qué frecuencia y en qué etapa del ataque de migraña debes tomarlos.
  • La etapa postdrómica (postcefalea) (o etapa de recuperación) comienza después del punto máximo de intensidad del dolor. El dolor disminuye gradualmente y desaparece. Esta etapa puede durar hasta 48 horas. Sin embargo, puede tener síntomas persistentes, como:
    • Problemas estomacales, con náuseas, mareos o intolerancia a los alimentos.
    • Dificultades para concentrarse.
    • Dolor muscular.
    • Fatiga general.

El profesional de la salud también puede recomendarte medicamentos u otros tratamientos para ayudarte a superar la etapa postdrómica.

En el siguiente diagrama encontrarás un resumen de las fases o etapas de la cefalea:

Las tres fases de una crisis de migraña (con posible aura)
LEVE MODERADA INTENSA
La duración de la cefalea oscila entre 4 y 72 horas
INICIO
FIN
Buen momento
para el tratamiento*
*si es necesario
1. FASE PRECEFALEA
Antes de que se desarrolle la cefalea, puedes experimentar una serie de síntomas diferentes que incidan el inicio de una migraña. A menudo es un buen momento para tratar la migraña. Considera estos síntomas precoces como una señal de que la crisis ha comenzado e inicia el tratamiento antimigrañoso mientras el dolor siga siendo leve. Sitúa el ratón sobre el siguiente botón para obtener más información sobre los síntomas típicos que se experimentan en este momento.
VER LOS SÍNTOMAS FRECUENTES
Síntomas emocionales:
  • - Cambios en el estado de ánimo
  • - Cansancio / agotamiento
  • - Euforia / energía excesiva
  • - Reducción del nivel de alerta
  • - Sensación de inquietud
  • - Sensación de irritación
  • - Dificultad para la concentración

Síntomas físicos:
  • - Dolor / tensión muscular
  • - Retención de líquidos
  • - Bostezo repetitivos
  • - Ansia por comer
  • - Sensibilidad a la luz, ruidos u olores
  • - Rinorrea / congestión nasal
AURA
Además, una de cada cinco personas también pueden tener síntomas de "aura” durante una migraña. Pueden alterar el equilibrio, la coordinación muscular, las sensaciones, el lenguaje o la visión y durar desde minutos a una hora. Los síntomas más frecuentes del aura son visuales (puntos luminosos brillantes o colores destellantes que aparecen en tu visión).
2. FASE DE CEFALEA
Esta es la parte central de la migraña, cuando el síntoma más importante habitualmente es la cefalea unilateral pulsátil. Además de la cefalea, el paciente suele experimentar náuseas, vómitos y aversión a las luces brillantes, ruidos y olores intensos.
3. FASE POSCEFALEA
Después de que haya disminuido la fase de la cefalea, la migraña continuará con la fase de poscefalea. Sitúa el ratón sobre el siguiente botón para obtener más información sobre los síntomas típicos que se experimentan en este momento.
VER LOS SÍNTOMAS FRECUENTES
Síntomas emocionales:
  • - Cambios en el estado de ánimo
  • - Depresión
  • - Euforia
  • - Reducción del nivel de aleta
  • - Cansancio
  • - Dificultades cognitivas
  • - Miedo a la reaparición de la cefalea
  • - Alivio

Síntomas físicos:
  • - Síntomas digestivos
  • - Debilidad
  • - Mareo
  • - Dolor / rigidez / molestias en el cuello
  • - Lentitud de movimientos corporales
  • - Dolor y rigidez muscular
  • - Dolor de cabeza
  • - Sensación de resaca
  • - Dolor ocular
  • - Sensibilidad a la luz
  • - Trastornos visuales
  • - Hormigueo / entumecimiento
  • - Sensación de borrachera
  • - Sed / deshidratación
  • - Rinorrea / congestión nasal
  • - Sensibilidad a los ruidos
  • - Luces destellantes
  • - Temblores
  • - Voz desentonada
  • - Palidez cutánea
  • - Inestabilidad
  • - Dolor torácico
Compartir por Facebook Compartir por LinkedIn

El contenido que se proporciona en esta literatura es información general. En ningún caso debe sustituir ni la consulta, ni el tratamiento, ni las recomendaciones de su médico.