La reproducción: Algunos datos básicos que se deben recordar

Este es el punto de partida ideal y necesario para iniciar tu búsqueda de información en tu nuevo proyecto familiar. Conocerás mejor la fertilidad comprendiendo el funcionamiento de los órganos reproductores masculinos y femeninos y cómo ocurre la fecundación.

La reproducción: una cuestión de sincronización

Para conseguir un embarazo, se deben sincronizar varios procesos:

  • Uno de los dos ovarios debe liberar un óvulo maduro, preparado para ser fecundado.
  • Los espermatozoides deben ser normales y tener movilidad, y su cantidad debe ser suficiente.
  • Estos espermatozoides deben ser capaces de atravesar el cuello del útero y recorrer las trompas de Falopio.
  • En las trompas de Falopio, el óvulo debe ser fecundado por un espermatozoide para dar lugar a un embrión.
  • El endometrio (la pared del útero) se debe "preparar" para recibir el embrión.
  • El embrión debe implantarse correctamente en el endometrio para desarrollarse.

Los 3 protagonistas del proceso

  • La función de la mujer en el proceso de la reproducción:
    Por lo general, las mujeres tienen una ovulación por ciclo menstrual. Uno de los dos ovarios produce un óvulo que sale de él y se aspira a la trompa de Falopio. Allí, puede ser fecundado por los espermatozoides. El embrión formado se desplaza al útero, donde se puede implantar para desarrollarse.

    Aparato reproductor femenino

  • La función del varón en el proceso de la reproducción:
    Tras la eyaculación, los espermatozoides deben atravesar el moco del cuello uterino de la mujer, recorrer el útero y llegar finalmente a la trompa de Falopio. Si encuentran allí un óvulo, podrá ocurrir la fecundación.

    Aparato reproductor masculino

  • Función del embrión:
    Cuando el óvulo es fecundado con éxito, se denomina embrión. Este embrión continúa avanzando por la trompa de Falopio hasta llegar al útero. Para desarrollarse, debe fijarse a la pared uterina (implantación). Todavía no se han esclarecido del todo los factores que afectan al proceso complejo de la implantación.
Compartir por Facebook Compartir por LinkedIn

El contenido que se proporciona en esta literatura es información general. En ningún caso debe sustituir ni la consulta, ni el tratamiento, ni las recomendaciones de su médico.