Tratamiento del asma

¿Qué ocurre durante un ataque de asma?

El asma afecta a las vías respiratorias de los pulmones. Las hincha e irrita. Cuando esto sucede, la respiración se vuelve más difícil. También es posible que aparezca tos o sibilancias. Si estos síntomas persisten, es posible que incluso te cueste hablar y caminar.

Medicamentos de control y de rescate

Es posible que tu médico te recete algún medicamento para tratar el asma. Es importante seguir sus indicaciones y tomar el medicamento siguiendo sus instrucciones. Existen distintos medicamentos para el tratamiento del asma.

Medicamentos de control:

  • Hay que tomarlos diariamente para controlar el asma, aunque no haya síntomas.
  • Ayudan a prevenir los síntomas del asma antes de que empiecen evitando el uso del inhalador frecuentemente.
  • Ayudan a mantener la hinchazón y la mucosidad de los pulmones bajo control y a detener los síntomas del asma.
  • Pueden administrarse como inhalador o en pastillas.

Medicamentos de rescate:

  • Abren las vías respiratorias, ayudando a respirar.
  • Se toman para tratar los síntomas del asma tales como silbido en el pecho, dificultad para respirar o presión en el pecho.
  • Se usan para aliviar de manera rápida los síntomas del asma.
  • Es necesario tenerlos siempre a mano.

Uso correcto de los medicamentos de rescate

Puede parecer más fácil usar un inhalador dosificado, pero cuando no se utilizan de forma correcta, se pulveriza más medicamento dentro de la boca, donde se absorbe y llega menos cantidad a los pulmones.

Sigue los siguientes pasos para utilizar el inhalador de forma correcta:

  1. Agita bien el inhalador.
  2. Exhala completamente para vaciar los pulmones, inclinando ligeramente la cabeza hacia atrás.
  3. Presiona los labios fuertemente alrededor de la boquilla del inhalador (sin dejar orificios).
  4. Presiona una vez el botón del inhalador para liberar el medicamento.
  5. Con los labios aún cerrados, respira el producto suavemente y profundamente durante 3-5 segundos.
  6. Mantén la respiración durante 10 segundos, luego exhala suavemente por la nariz.
  7. Enjuágate la boca con agua para reducir el mal sabor.

Si no mejoras después de tomar tu medicación de rescate puede que necesites atención de emergencia.

Asegúrate de consultar con tu médico o farmacéutico cualquier pregunta que puedas tener sobre tu medicación.

Compartir por Facebook Compartir por LinkedIn

El contenido que se proporciona en esta literatura es información general. En ningún caso debe sustituir ni la consulta, ni el tratamiento, ni las recomendaciones de su médico.